jueves, 3 de noviembre de 2011




OLVIDANDO


Dormitando en brazos del olvido,
entre susurros y alaridos del viento,
mi alma se estremece sigilosa
entre brumas de sutiles sentimientos.

Quiero olvidar y no puedo,
son fantasmas que me persiguen,
que entretejen, mañosos, la red,
de cúmulos de acontecimientos
que inundan mi mente adormecida
por el torrente desbordado de lamentos.

La sombra de la noche sucumbe
al amanecer de la aurora,
me asomo a la ventana, tenuemente,
respira mi alma estremecedora,
un rayo de sol la ilumina
y su mente cansada y gozosa
difumina pausadamente,
los fantasmas que la acosan.

Leonor Rodríguez R.
Publicado por Leo en 11:22







1 comentario:

EMILIO MEDINA MUÑOZ dijo...

Leonor, gracias por traer a tu casa a mis humildes letras.
Te dejo mi mas cordial saludo.
Besos.
Emilio.